• Miércoles , 7 noviembre 2018
Lo más reciente

Demócratas podrán bloquear agenda de Trump

Las elecciones intermedias son un preámbulo para lo que pueda venir en el 2020, aunque los republicanos hayan logrado la mayoría en el Senado no significa un triunfo contundente para Donald Trump, consideraron especialistas del Centro de Investigaciones sobre América del Norte de la UNAM.

Las elecciones intermedias son un preámbulo para lo que pueda venir en el 2020, aunque los republicanos hayan logrado la mayoría en el Senado no significa un triunfo contundente para Donald Trump, consideraron especialistas del Centro de Investigaciones sobre América del Norte de la UNAM.

Silvia Núñez García precisó que ante la polarización del poder se demostró que la democracia está viva pero se refleja que los republicanos ni los demócratas han logrado disuadir a los votantes indecisos para poder imaginar cómo vendrá la elección del Ejecutivo en dos años.

“Este ejercicio demostró que la democracia está viva, las elecciones son históricas porque demuestran que ambos partidos lograron convocar a un número creciente de ciudadanos, hay un récord de participación que suma 114 millones de votantes, las elecciones intermedias solían no tener interés por parte del electorado y tiene particular relevancia porque tienen que ver de manera directa con las preocupaciones de los ciudadanos al interior de los condados”, consideró.

Al recuperar los demócratas la Cámara de Representantes podrán tener la capacidad de obstaculizar las propuestas que lleguen del Ejecutivo como el presupuesto.

“El poder está dividido pero lo más seguro es que los demócratas no van a desistir en continuar las investigaciones en torno a la presidencia de Trump y su familia por motivos de corrupción y el Rusiagate, seguramente le van a exigir que presente sus declaraciones de impuestos además de bloquear el otorgamiento de recursos para la construcción del muro fronterizo con México”, dijo.

Ante la mayoría de los republicanos en el Senado, Juan Carlos Barrón puntualizó que no se pierde la tendencia del actual presidente de mantener aspiraciones para su reelección ni de cambiar su retórica agresiva.

“Es probable que veamos en el Senado el impulso a una agenda más conservadora como el rechazo al aborto. La aprobación de todo el aparato Judicial corre a cargo del Senado y Trump tiene esa victoria además tendrá la capacidad de que se aprueben a los funcionarios de su gabinete”, dijo.

Por su parte, Oliver Santín precisó que es difícil medir el impacto que pudiera haber logrado el tema de la caravana migrante en la elección debido a que se desconoce el porcentaje de los ciudadanos que votaron inspirados en el estilo mediático de Trump contra la migración.

“Es un elemento que tuvo impacto pero habrá que esperar para hacer un análisis al respecto”, manifestó.

Configuración

Aunque la base de las elecciones intermedias es la agenda doméstica y la política exterior no es un tema que sale a debate, Silvia Núñez destacó que el nuevo gobierno tendrá que redefinir la relación que quiere llevar con Estados Unidos.

Artículos Relacionados