• Viernes , 17 noviembre 2017
Lo más reciente

Edificios inteligentes, clave para la eficiencia energética

México —al igual que muchos países— se encuentra ante la necesidad de hacerse más eficiente en el manejo de energía, y el área de eficiencia energética en edificaciones representa una fuente de gran oportunidad para el país.

Al iniciar el Taller Latinoamericano 2017 de Eficiencia Energética en Edificaciones, el director regional para Latinoamérica, Ciudades C40, Manuel Olvera, destacó el área de oportunidad con que cuenta la Ciudad de México.

Recordó que rumbo a las metas del año 2050, urge reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) en cuatro áreas prioritarias que son: generación de energía más limpia; eficiencia energética en edificaciones; transporte para una nueva estregaría de movilidad; y el área de residuos.

De estas áreas, la de eficiencia energética guarda un gran potencial, si se considera que 75% de las emisiones de GEI las generan las ciudades.

En ese sentido, el representante de WRI México, Andrés Flores, apuntó que en efecto, el tema de energía es relevante para lograr el nivel de vida que tenemos, pero también, ello, nos lleva a tener que plantear acciones para que su producción sea de manera sostenible y limpia.

La generación de energía es la causante del 60 por ciento de las emisiones de GEI, de ahí que el planteamiento de su generación y uso eficiente se perfile como la clave para un futuro más viable para la ciudad.

En el caso de las ciudades, al ser las responsables del 75 por ciento de las emisiones globales de GEI guardan una importante área de oportunidad para implementar acciones con edificaciones eficientes, aseguró.

Este potencial, dijo, radica en que de aquí al 2050 se estima que el 90 por ciento de la población mundial se concentre en ciudades, lo que hace prever que todavía muchos de los edificios que conformarán esas metrópolis todavía no se construyen.

En ese sentido, la titular de la Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) de la Ciudad de México, Tanya Müller, explicó que se estima que el 60 por ciento de los edificios que existirán en 2030 todavía no se construyen.

Si se considera que el 45 por ciento de las emisiones de la ciudad se generan en los edificios, es importante aprovechar este momento clave para rediseñar la nuevas edificaciones que se construirán en la capital del país y mejorar las existentes.

Por ello, la eficiencia energética en inmuebles es una de las alternativas con mayor potencial, y éste es el momento oportuno para garantizar que cuenten con los esquemas de modelo resilientes que garanticen su efectividad.

Aseguró que la Ciudad de México trabaja en ese sentido, para asegurarse de que su infraestructura inmobiliaria cuente con la tecnología que garantice un aprovechamiento eficiente de la energía, traducido en ahorros y beneficios ambientales.

El Taller Latinoamericano 2017 de Eficiencia Energética en Edificaciones se lleva a cabo en colaboración con la Sedema, el World Resources Institute México (WRI), el C40 (Grupo de Ciudades de Liderazgo Climático) y el Acelerador de Eficiencia Energética en Edificaciones (BEA, por sus siglas en inglés).

Agencias

Artículos Relacionados