• Lunes , 31 julio 2017

Maduro presume “más de 8 millones de votos”

Más de 8 millones de venezolanos, según la autoridad electoral venezolana, eligieron ayer la Asamblea Constituyente del presidente Nicolás Maduro, rechazada por la oposición, México y otros 11 gobiernos, en una violenta jornada de votación que dejó diez muertos.

“Esta es la votación más grande que haya sacado el chavismo en la historia de la revolución bolivariana”, se congratuló Maduro, al celebrar que 41.5 por ciento del padrón, según el Poder Electoral, votó en favor de su proyecto para cambiar la constitución venezolana.

“Ha llegado el momento de una nueva historia”, añadió el mandatario. Sin embargo, la oposición y varios países, entre ellos Estados Unidos, desconocen los resultados al considerar que entierra la democracia en Venezuela.

Diosdado Cabello, Cilia Flores y otros pesos pesados del chavismo fueron elegidos asambleístas de la Constituyente convocada por Maduro, informó en esta madrugada el Consejo Nacional Electoral (CNE). Cabello, a quien el propio Maduro define como “el terror de los escuálidos (opositores)”, resultó electo por el estado Monagas (este), mientras Flores, llamada por su esposo la “primera combatiente”, representará al municipio capitalino de Libertador.

Junto con ellos fueron electas la ex canciller Delcy Rodríguez, a quien el mandatario llama La tigra por su fiera defensa del gobierno socialista, e Iris Varela, ex ministra de prisiones, conocida por su verbo ácido para atacar a los adversarios políticos. La Constituyente se instalará el próximo miércoles en la sede del Parlamento, controlado por la oposición, que no participó en los comicios por considerar que la iniciativa es un “fraude” para atornillar a Maduro en el poder.

El ex vicepresidente Aristóbulo Istúriz, los ex ministros Jesús Faría y Ricardo Molina, así como varios ex diputados también formarán parte de los 545 asambleístas que redactarán una nueva Constitución durante un periodo indefinido.

Los comicios combinaron una votación territorial (por municipios) con otra por sectores sociales. De esta última, en la que se postuló Nicolasito Maduro, hijo del gobernante, aún no hay resultados irreversibles, por lo que después se anunciarán los ganadores, según el CNE, acusado de servir al gobierno. La presidenta del CNE, Tibisay Lucena, informó que más de 8 millones de venezolanos, 41.5 por ciento del padrón electoral, votaron en la elección. “Tenemos Asamblea Constituyente (…). Es la votación más grande que haya sacado la revolución bolivariana en toda la historia electoral en 18 años”, expresó triunfante Maduro ante cientos de seguidores que celebraban en la plaza Bolívar, centro de Caracas.

En un comunicado del departamento de Estado, EU “condenó” la elección “viciada” y anunció que continuará “adoptando medidas enérgicas y expeditivas contra los artífices del autoritarismo en Venezuela”. La oposición, que no participó en el voto, convocó a protestas en todo el país hoy y el miércoles en Caracas, contra la instalación de la Constituyente.

“No reconocemos este proceso fraudulento, para nosotros es nulo, no existe”, dijo el líder Henrique Capriles, al llamar a nombre de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) a las protestas.

Para el gobierno inicia una nueva era. “Esta es una Constituyente para poner orden”, enfatizó el presidente en su discurso, en el que lanzó varios insultos a los líderes de la oposición. Y el ministro de Defensa, Vladimir Padrino López, pidió “a los países del mundo que respeten la voluntad popular de este pueblo que ha salido a dar esta lección de democracia”. Washington no especificó de momento cuáles serán exactamente las medidas contra “los artífices del autoritarismo en Venezuela, incluidos aquellos que participen en la Asamblea Nacional Constituyente”.

También Colombia, Panamá, Perú, Argentina, Costa Rica y México anunciaron que desconocerán la Constituyente. Brasil llamó a las autoridades venezolanas para que suspendan la instalación de la Asamblea. La oposición rechazó la Constituyente alegando que no fue convocada en un referendo y que su sistema comicial fue hecho para que el gobierno la controle y redacte una Carta Magna que instaure una dictadura comunista. También dividió al chavismo: la fiscal general Luisa Ortega, denunció un quiebre de la democracia.

Según analistas, para tener legitimidad Maduro debía obtener al menos los 7.6 millones de votos que la MUD asegura logró en su plebiscito simbólico del 16 de julio contra esa iniciativa.

En Caracas, batalla campal entre opositores y policías

Manifestantes y policías se enfrentaron en una batalla campal en Caracas y otros puntos del país con un cruce de bombas lacrimógenas, perdigones, piedras y cocteles molotov, que en algunas zonas fueron mortales.

Dos adolescentes, de 17 y 13 años, un militar y otro hombre murieron en el occidental estado de Táchira, fronterizo con Colombia; otros tres hombres en Mérida, uno en Lara (ambos, noroeste), uno en Zulia y un dirigente estudiantil opositor en Sucre, en protestas entre sábado y domingo, en el marco de la elección, reportó la Fiscalía. Aunque la Fiscalía no los vinculó aún con móviles políticos, un candidato a asambleísta murió en Ciudad Bolívar (sureste) y un dirigente juvenil opositor de un disparo en la costera Cumaná.

Con carros blindados y lanzando bombas lacrimógenas, militares irrumpieron violentamente en los barrios El Paraíso y Montalbán (oeste de Caracas), en Maracaibo (oeste) y en Puerto Ordaz (sureste) buscando manifestantes que bloquearon calles con barricadas. Siete policías resultaron heridos en la explosión de un artefacto en el este de Caracas.

Milenio

Artículos Relacionados