• Miércoles , 5 julio 2017

PRD en Senado lamenta que AMLO no quiera alianza

El PRD en el Senado lamentó que el dirigente nacional de Morena, Andrés Manuel López Obrador,  propusiera detener una alianza de las izquierdas de cara a las elecciones presidenciales del 2018 durante la realización del Tercer Congreso Nacional Extraordinario de Morena.

El senador Luis Sánchez Jiménez dijo que van a esperar a que reflexione López Obrador, porque suele cambiar de opinión en el transcurso de los procesos electorales y así ocurrió en el Estado de México, donde dio cinco ultimátums a Juan Zepeda para declinar.

“No sabe que los ultimátum son sólo una vez y bueno, solo recordar que un millón de votos en el Estado de México no son nada despreciables y con ello se puede ganar una elección”, resaltó quien fuera el coordinador de campaña de Zepeda.

Luis Sánchez recordó que la alianza entre el PRD y Morena no se concretó porque López Obrador no lo permitió, de modo que solo él es responsable.

“Ahora que dice que no irá con el PRD ni otros partidos a las elecciones de 2018 lo que demuestra es que no es un estadista, él dijo que iría al Consejo Nacional de su partido a consultar y lo que hizo fue imponer, así que nosotros vamos a hacer lo que nos corresponde como PRD y ya veremos en el transcurso a ver si reflexiona”, señaló el legislador.

El senador  Raúl Morón convocó a los órganos de dirección del PRD y a la militancia para organizar una consulta y que las bases decidan sobre la viabilidad de una alianza de izquierdas que pueda sacar a México del pantano de corrupción, impunidad y violencia en el que se encuentra.

Raúl Morón Orozco externó que  los valores y propuestas de la izquierda mexicana son más necesarios y viables que nunca y son incompatibles con la derecha.

“Respetamos las voces que desde los partidos de izquierda proponen que las alianzas electorales se puedan dar incluso con el PAN o con el PRI, pero no coincidimos con ellos, por considerar que son contrarias a nuestra naturaleza política, a nuestros principios ideológicos y a nuestras normas estatutarias, no obstante reiteramos, que deben ser las bases y no las élites políticas, quienes deben decidir sobre el futuro electoral de nuestro partido y de los partidos de izquierda en México”, puntualizó.

Ayer, López Obrador propuso a sus simpatizantes ir con Morena en 2018 porque su candidato a  gobernador en el Estado de México, Óscar González, fue el único de los aspirantes que declinó a favor de Delfina Gómez.

Milenio

Artículos Relacionados