• Miércoles , 5 julio 2017

“Saca de onda” la inseguridad: Monseñor

Monseñor Pedro Pablo Elizondo opinó que los hechos violentos que se  están registrando casi todos los días, es una situación grave, que como dicen los jóvenes, nos está sacando de onda, porque si no se controla la seguridad, puede afectar al turismo, que es  de lo que vivimos, sobretodo en esta Semana Santa en la que debe de haber tranquilidad y paz.

POR Román Martínez

Agregó que no pierde la esperanza  de que con estos  600 nuevos elementos de seguridad que llegaron a reforzar  la vigilancia de la  ciudad y con  más personal de inteligencia que se puedan poner, aunado a todo tipo de recursos,  será poco siempre  comparado con la importancia que tiene la seguridad n este  paraíso”, expresó.

Señaló que  aquí que estamos en el paraíso, la gente se debe de sentir  e irse feliz, porque debe de garantizarse la hospitalidad;  “porque somos muy amables, atentos, hospitalarios y esa es una de las cosas  con la que se quedan impresionados. Los turistas  saben que los mexicanos somos buenas  personas,  tenemos un gran corazón”, enfatizó-.

Monseñor destacó que  parte del paraíso de Cancún es el corazón de los cancunenses y esa imagen y esa realidad  que ha costado tanto, no la podemos perder por una tontería, por  alguien que no tiene la  más mínima  conciencia  de lo      que está haciendo, ni de la trascendencia de sus actos, es como estarse dando balazos en sus mismos pies, porque es un suicidio para este lugar”, indicó.

Recalcó que hay que rezar mucho, pedirle a Dios que nos de  esa cordura, sensatez y sabiduría, para arreglar las cosas de  otra forma, porque eso es la muerte para todos,  pero también debe de haber honestidad de la policía, porque el cáncer de nuestra patria, no solo de Cancún es la corrupción y la  impunidad, porque de nada sirve que agarren a los delincuentes y  los dejen ir, pues se debe de actuar de manera más profunda  a todos los niveles, aplicando todos los recursos que se necesiten

Por último, Monseñor Pedro Pablo Elizondo,  expresó que hay que evitar que los gobernantes y las personas malas se dejen arrastrar por Satanás; “hay que luchar  porque vemos una presencia del  Demonio y de Satanás, que con la oración y  mucha fe, esfuerzo y batalla  es como se logra vencer el mal a fuerza de bien; es una misión y una tarea que nos toca a todos, no solo a las  autoridades, sino a todos los ciudadanos, a  los periodistas y a todas las personas que vivimos aquí, para conservar el paraíso, atendiendo con cordialidad y hospitalidad a las personas  que vienen a descansar”, finalizó

Artículos Relacionados